El mejor postre: fruta fresca

¿Por qué la fruta fresca es el mejor postre posible? ¿Es indigesta? ¿Engorda?

Te explicamos varios motivos para que te decidas a probar la fruta como el mejor postre posible que puedas imaginar. ¡Comenzamos!

-Evitas postres industriales cargados de azúcar

Las alternativas industriales procesadas a la fruta son postres lácteos cargados de aditivos, azucares, lácteos de muy baja calidad y grasas nada saludables. No aportan nada especial, tan solo calorías vacías. Incluso pueden retrasar el proceso digestivo ya que la leche es un alimento que no facilita la digestión.

-Contienen vitamina C

El ácido ascórbico también conocido como vitamina C, es un micronutriente imprescindible para el correcto funcionamiento de nuestro organismo. Está presente en vegetales y frutas frescas y alimentos fortificados con ella. Al ser una vitamina sensible a la temperatura, la mayoría se destruye durante el cocinado, pro lo que es importante consumir suficientes vegetales en su forma cruda para asegurarnos su ingesta adecuada. Tomar vitamina C junto a nuestras comidas, ayudará a absorber correctamente el hierro presente en ella. Así que recuerda: después de unas lentejas que no te falte un cítrico de postre.

-Contienen enzimas que te ayudarán en la digestión

Algunas frutas contienen enzimas digestivas que nos ayudarán a tener una digestión más ligera y productiva. Algunas de estas enzimas son: la bromelina de la piña, la papaína de la papaya, o la actinidina del kiwi.

-Es un buen momento para aumentar las piezas de frutas consumidas al día (deben ser al menos 3, cuantas más mejor)

Hay días que no sabemos muy bien donde encajar nuestras raciones de fruta diarias. En invierno, con el frío, parece que apetece menos comer fruta. Por ello, toda oportunidad es buena, y el postre es un momento sencillo y agradable para cumplir con nuestro propósito. Lleva fruta junto a tu tupper de comida o pide fruta del tiempo como postre en el menú. No te arrepentirás.

- Cubres de forma sana esa necesidad de algo dulce que se suele tener tras una comida

Puede que sea algo cultural, pero acabar las comidas con algo dulce suele ser bastante común y apreciado por el paladar humano. Optar por una fruta cubrirá ea demanda de dulce, calmando esa apetencia, y así evitarás otro tipo de dulces menos recomendables.

-Acabas de saciarte

Al ser 100-150g de alimento (agua y fibra su mayor parte), acabamos de llenar el estómago produciendo más saciedad y evitando tener hambre en poco tiempo. Los receptores mecánicos de tu estómago avisarán al cerebro de que estás lleno, y dejará de pedirte más comida. Y no contiene apenas calorías. Todo ventajas.

- Es seguro y sano

Tranquilos todos: no es indigesta, no fermenta y "engorda más", no te enfriará el organismo ni nada parecido. La fruta ha sido objeto de críticas nada justificadas. No existe ninguna evidencia científica que avale esas afirmaciones de que "no se debe tomar fruta después de comer". Así que, tranquilidad y a comer fruta.

Si te ha gustado esta entrada y quieres seguir al día en temas de nutrición, suscríbete a nuestra Newsletter y síguenos en Facebook e Instagram. ¡Hasta pronto!

Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
  • Instagram Social Icon
  • Facebook Social Icon
Formulario de contacto